Recomendar a un amigo:

Tu nombre *
Nombre de tu amigo *
Email de tu amigo *
(*) campo obligatorio

La actividad tuvo lugar en el recinto del Concejo Municipal y fue organizado por iniciativa del concejal del Bloque Frente Progresista Cívico y Social Sergio Basile junto a la Comisión de Derecho Animal del CASF (Colegio de Abogados de Santa Fe). El edil, es autor de un proyecto de ordenanza que busca un reemplazo gradual de los carros.

"Necesitamos abrir estos espacios de debate y sumar ideas para nuestro proyecto de ordenanza. Y también para decirle al municipio que estamos dispuestos a discutir esta iniciativa porque consideramos que es un problema de la ciudad de Santa Fe que no solo atañe al derecho animal sino también a la inclusión social, el hambre y la dignidad de las personas” explicó Basile.

“Este es un problema complejo que requiere un tratamiento integral de la situación. El principal fundamento es trabajar en un proceso de ordenamiento, reconversión laboral de las personas recolectoras informales y también en la conformación de una comisión de seguimiento. Creemos importante escuchar tanto al vecino como las instituciones comprometidas. Lo principal es entender que es un proceso a largo plazo, gradual e integral. Si tenemos una ordenanza debemos encontrar un equilibrio y no segmentar la discusión ya que debemos pensar en una sociedad justa, inclusiva y ordenada en materia de tránsito e inclusión del trabajo", indicó Basile.

El tema elegido fue abordado por la Doctora Andrea Heredia De Olazábal, Presidenta de la Sala de Derecho Animal del Colegio de Abogados de Córdoba y titular de la materia Derecho y Protección Animal de la Universidad Nacional de Córdoba. "La mirada legislativa y la competencia le corresponden al municipio ya que está relacionado al tránsito y el trabajo en las ciudades. Como ciudadanos debemos dar lugar a este tratamiento y comenzar a discutir las decisiones políticas".

Por último, Natalia Pallavicini, representante del Colegio de Abogados sostuvo que "la función de la Comisión de Derecho Animal es aportar desde lo académico y desde allí favorecer el debate a una problemática que lleva mucho tiempo de discusión en nuestra ciudad, más allá de ser un problema de las grandes ciudades. Necesitamos contar con una ordenanza y este es un proyecto integral que comprende toda la realidad social que involucra la tracción a sangre. No es un reclamo solo del proteccionismo sino una demanda de la sociedad civil en su conjunto", finalizó.